LA FOTO DEL BALÓN DE TRAPO (por Koldo Mendaza para el libro "la letra pequeña de mi memoria")

El tiempo hace que algunas fotografías se mantengan en mi memoria, como perpetuadas tras verlas la primera vez.
No quiere decir que sean fotografías especialmente "buenas"( menudo concepto el de "bueno" y" malo"), ni que sean premiadas, elogiadas, publicadas…, no.
Hay fotografías que tienen un plus, que las vuelvo a ver y hacen que el bicho que habita en mi estómago se revuelva, y me haga sonreír…, o llorar…
Así de poderosa es la Fotografía. Tan pronto nos hace sentir espléndidos, como nos baja a los infiernos.
Hoy vuelvo a ver una fotografía de Iñigo, sí , tuya Iñigo.
Te acuerdas perfectamente. Es una fotografía analógica - analógica!, suena a desfase, a vías muertas de tren, a otro tiempo sin carreras-, en blanco y negro.
En ella se retratan los pies de un niño negro, descalzo, y un balón de trapo.
Veo la fotografía y sonrío. No sólo veo la foto, te veo a tí, con algunos años menos, y una ilusión por ver el mundo, por mirar el mundo.
Me acuerdo de lo que costó positivarla ( alguna zona excesivamente quemada).
Horas de laboratorio, constancia, dudas.
La foto se positivó, e incluso participó en algún certamen y exposición. Y a esa foto le sucedió otra, y a esa le siguió otra.Y se fue forjando un estilo, el tuyo.
La Fotografía te mordió hondo, y te envenenó pero bien. Y siguieron surgiendo dudas, y tomas de decisión.
Con la mochila y la cámara te fuiste hacia oriente, viaje que acabó en el proyecto "de otras clases".Cómo me emocioné cuando me lo enseñaste, y cuando editamos el video .Cómo me emocionó tu emoción de niño grande, y es que ..se veía venir.
Más proyectos y fotos, algún que otro reconocimiento y más vida por mirar y por vivir. Y ahora este libro que te honra y que nos honra a los que te conocemos y queremos.
Tus fotos han cambiado mucho de aquellas primeras fotos, pero ¿sabes? yo me acuerdo de esa foto del balón de trapo.
En ella resumo toda tu trayectoria de Fotógrafo ,sí en mayúsculas, porque no todo el mundo sabe qué peajes hay que pagar para llegar, y tu los sigues pagando, como buen Fotógrafo con mayúsculas.
Me pregunto qué habrá sido de esa foto, aunque bien mirado…, ya sé dónde está.
La tengo yo, aquí, en mi imaginario .La veo cada vez que la necesito, ¿sabes por qué?
Porque la foto del balón de trapo , es la foto que hemos hecho ( por suerte) alguna vez , todos los que amamos este invento de la Fotografía.

LA FOTO DEL BALÓN DE TRAPO (por Koldo Mendaza para el libro "la letra pequeña de mi memoria")

El tiempo hace que algunas fotografías se mantengan en mi memoria, como perpetuadas tras verlas la primera vez.
No quiere decir que sean fotografías especialmente "buenas"( menudo concepto el de "bueno" y" malo"), ni que sean premiadas, elogiadas, publicadas…, no.
Hay fotografías que tienen un plus, que las vuelvo a ver y hacen que el bicho que habita en mi estómago se revuelva, y me haga sonreír…, o llorar…
Así de poderosa es la Fotografía. Tan pronto nos hace sentir espléndidos, como nos baja a los infiernos.
Hoy vuelvo a ver una fotografía de Iñigo, sí , tuya Iñigo.
Te acuerdas perfectamente. Es una fotografía analógica - analógica!, suena a desfase, a vías muertas de tren, a otro tiempo sin carreras-, en blanco y negro.
En ella se retratan los pies de un niño negro, descalzo, y un balón de trapo.
Veo la fotografía y sonrío. No sólo veo la foto, te veo a tí, con algunos años menos, y una ilusión por ver el mundo, por mirar el mundo.
Me acuerdo de lo que costó positivarla ( alguna zona excesivamente quemada).
Horas de laboratorio, constancia, dudas.
La foto se positivó, e incluso participó en algún certamen y exposición. Y a esa foto le sucedió otra, y a esa le siguió otra.Y se fue forjando un estilo, el tuyo.
La Fotografía te mordió hondo, y te envenenó pero bien. Y siguieron surgiendo dudas, y tomas de decisión.
Con la mochila y la cámara te fuiste hacia oriente, viaje que acabó en el proyecto "de otras clases".Cómo me emocioné cuando me lo enseñaste, y cuando editamos el video .Cómo me emocionó tu emoción de niño grande, y es que ..se veía venir.
Más proyectos y fotos, algún que otro reconocimiento y más vida por mirar y por vivir. Y ahora este libro que te honra y que nos honra a los que te conocemos y queremos.
Tus fotos han cambiado mucho de aquellas primeras fotos, pero ¿sabes? yo me acuerdo de esa foto del balón de trapo.
En ella resumo toda tu trayectoria de Fotógrafo ,sí en mayúsculas, porque no todo el mundo sabe qué peajes hay que pagar para llegar, y tu los sigues pagando, como buen Fotógrafo con mayúsculas.
Me pregunto qué habrá sido de esa foto, aunque bien mirado…, ya sé dónde está.
La tengo yo, aquí, en mi imaginario .La veo cada vez que la necesito, ¿sabes por qué?
Porque la foto del balón de trapo , es la foto que hemos hecho ( por suerte) alguna vez , todos los que amamos este invento de la Fotografía.